martes, enero 11, 2011

María Elena Walsh









Todas estas mujeres ligeramente parecidas fueron una misma: María Elena Walsh.
La vida nos va modelando a su antojo, y ella, que vivió ochenta años, le dio tiempo y motivos suficientes para hacerlo una y otra vez.

Fuiste la banda sonora de muchos momentos cruciales de mi vida.
Ya no estás y, enmudecido por la tristeza, sólo se me ocurre despedirme.
Adiós, querida.





El video con la maravillosa voz de Rosa León lleva incorporado un error tan garrafal como estúpido: adjudicar el precioso poema de María Elena Walsh a Rafael Alberti. Equivocada estás, Paloma. Tanto como la de la canción, esa sí, del poeta gaditano.

Gran parte de los retratos de M.E.W. que acompañan este texto son obra de la que fuera su compañera, amiga, amante, durante más de 25 años, la fotógrafa Sara Facio.

17 comentarios:

Naia dijo...

Yo quiero vivir en Vos...¡es precioso este verso!
Lamento esta pérdida. Ta acompaño en tu dolor.

Un abrazo grande

Naia

dondelohabredejado dijo...

Qué tristeza tan intensa, me duele muchísimo su muerte. Ya sé que queda en su obra, pero no es lo mismo saber que ya no está.
La amé desde que la conocí, cuando en salita rosa del jardín de infantes hice de tetera en la dramatización de su canción. De ahí en más, me acompañó toda mi vida, siendo ejemplo de muchas cosas y tuve la gran suerte de conocerla y sentir su calidez.
Me cuesta decirle adiós, me duele muchísimo, pero es lo que corresponde. Y me despido aquí en tu blog, Dante, porque me siento acompañada.
Adiós, Querida!

Mary Poppins dijo...

Hermosa juglar de nuestras pamapas y muy nuestra

cuanto entendemos los que vivimos afuera ...."porque me duele si me quedo, pero me muero si me voy
por todo y a pesar de todo mi amor yo quiero vivir en vos..."

Gise =) dijo...

Creo que somos muchos los dolidos, yo justo estas navidades me deleite y recorde cada una de sus canciones junto a mis sobrinos... ES una grnade y apesar que ya no estara entre nosotros seguro nos espera en nuestro particular mundo del reves alla donde este... HAsta pronto Maria Elena y Gracias por todo lo que nos dejas!!!!

Dante Bertini dijo...

Naia,
Marina,
MaryPop,
Gise:

lamento de verdad esta pérdida.
Me gustaba ella, sus versos y canciones y también la manera que tenía de decirlas.
Su vida, además, entre elegante y comprometida, me parece envidiable.
Gracias a las cuatro (cuatro, como la cifra de este año) por pasar y sumarse a esta despedida.
Besos

Noemí Pastor dijo...

Ya sabía yo que le escribirías algo bonito. Lo siento de verdad.

Dante Bertini dijo...

Gracias, Noemí.
Frente a la muerte sólo nos queda eso: acompañarnos en el sentimiento.

Liliana dijo...

Intensa, suave, dulce, crítica, talentosa... Nos dejó canciones para varias vidas. Hay dolor, y por primera vez, los argentinos están unidos en el sentimiento de pérdida.
Un abrazote.

Dante Bertini dijo...

Liliana,
querida,
qué tal?
Me alegra lo que dices.
Espero que alguna vez nos podamos unir también en la felicidad.
Un abrazo, y dos.

Lansky dijo...

Era una auténtica cronopia

Luzdeana (Diana H.) dijo...

Querida María Elena, nadie en nuestro país puede ser ajeno a su poesía y sus canciones, si tuvo una infancia.
Ando poco bloggera, pero quiero dejarte un rastro de mi presencia junto con este abrazo que tanto me gusta darte, Dantito.

Dante Bertini dijo...

Lansky:
con mucha fama, eso sí.



Diana:
tampoco yo estoy muy bloggero.
¿Efecto crisis?
Gracias por ese abrazo refrescante y cálido a la vez.

carmen dijo...

Preciosas palabras de despedida.
Saludicos.

dante b. dijo...

Carmen,
gracias...
un abrazo

mi nombre es alma dijo...

Alguien que fue o formó parte de la banda sonora de una vida debe echarse de menos, mucho.

Dante Bertini dijo...

Alma,
no sabes cuanta tristeza me trajo su muerte...ni yo mismo sabía
el espacio que ocupaban sus canciones, su música, ella, en mi vida. Un abrazo

Alicia María Abatilli dijo...

El mismo sentimiento que tuve con su falleció La Negra es el que vivo hoy, sé que jamás se podrá llenar el vacío que ambas dejaron.
Duele este sentimiento de orfandad.
Me gustó encontrarte.
Alicia