lunes, febrero 26, 2007

infiltrados en babel

estoy contento por los oscars de don scorsese...
amé The Departed, Infiltrados, (ver posts de noviembre) a pesar de sus notables fallos de guión o montaje (no puedo asegurar de qué se trata en realidad) y aunque Babel me pareció una gran película, una bella invención, me atrapó más el mundo terrible y cerrado de MS que el revoltijo angustiosamente oscuro de Iñárritu...

posdata: ¿nadie dirá nada sobre el espléndido trabajo de Adriana Barraza -Amelia, la criada mexicana- en Babel?

12 comentarios:

Isabel dijo...

Muy hollywoodiano te veo, Cachodepan... ¿Conociste al Gaspar de la sopa?

Isabel dijo...

Muy hollywoodiano te veo, Cachodepan... ¿Conociste al Gaspar de la sopa?

cacho de pan dijo...

no caigo con lo del gaspar de la sopa, pero estoy recién despierto, lo siento.

Empiezo a entender dijo...

Será gaspar noé...?





;-)

Fanmakimaki dijo...

Yo me alegro por Helen Mirren, Desde que la vi en El cocinero, el ladrón, el amante y su mujer, me tiene enganchado.

Liliana dijo...

Me hubiera gustado que el Oscar para Scorsese se lo hubieran dado en otra oportunidad. Esta no es su mejor película (no sólo fallos de guión, sino una repetición de Goodfellas). Me pareció más bien un premio consuelo.
De cualquier modo, es uno de los mejores (si no el mejor) directores estadounidenses. Así, que bien por él.
La actriz mexicana de Babel, genial, totalmente creíble. Babel tiene algo de Intolerancia (Griffith), que me gusta y mucho.

Fafner dijo...

Mmmm, hace años que no sigo los Oscar, porque es un premio cada día más comercial que profesional. Comparto que a Scorsese se le ha dado por el conjunto de su carrera. Babel? Adorable criada en historias cruzadas de intolerancia global y doméstica a un tiempo... A mí me sobra un poco el episodio japonés...

zbelnu dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
zbelnu dijo...

En efecto, los oscars son un mundo completamente mercantil donde no suelen estar mis películas favoritas, pero yo ya no me alegro por Helen Mirren, es muy buena actriz pero enloqueció y va diciendo por ahí maravillas de la reina...

cacho de pan dijo...

querida isabel: las películas "otras", aunque quizá bien intencionadas, también tratan de encontrar un agujero en el espacio mercantil hollywoodiense; todo/as tratan de triunfar en la alfombra roja, sea esta de berlin, cannes, sundance o la tan desmejorada, verdosa, de los goya...si no sus "autores" no se tomarían el trabajo de meterse en una industria tan complicada, cara y laboriosa...cuando a mí me hablan de películas de qualité sobre la identidad, por ejemplo, los remito a "face to face", terriblemente divertida además...

fafner: toda película es un sueño/pesadilla proyectado al exterior; la "sección" japonesa de babel sirve de contrapunto lujoso, seudo futurista (es el hoy de tokio)a esos otros mundos tan actuales que parecen anclados en el medioevo
la dedicatoria final de su autor, algo como: "a mis hijos, única luz en medio de la oscuridad siniestra del mundo", no deja dudas en cuanto a su visión de la realidad

amorimas dijo...

helen mirren repite la historia de su film: la reina es un personaje antipático y desagradable que gana con la cercanía...no me parece ni un film ni una actuación memorable

himeku dijo...

En mi opinión, algo subjetiva, la historia de la japonesa es fundamental para "cuajar" Babel. Al fin Iñarritu se dio cuenta de que hay algunas cosas en el cine que no dependen del guión sino de la estética misma. La escena de la mujer desnuda en el balcón, llorando, está entre mis favoritas del cine de todos los tiempos.

Acepto que es un film de "revoltijo angustiosamente oscuro", pero aquello no me molesta en absoluto sino que me fascina de una forma que no me ocurría desde Titus de Julie Taymor.