sábado, enero 24, 2009

palmeras caídas, panteras en pie

Desde anoche, viernes, la ciudad donde vivo, Barcelona, está invadida por sirenas que unas veces sí y otras también, atraviesan mi calle rumbo al Hospital Clínico o hacia algún cuartel cercano de bomberos. No se trata de bellos engendros marinos con cola de pescado, sino de ambulancias que ululan fuerte y lastimeramente sin embelezar a nadie. La agitada noche de ayer ha tenido otra banda sonora, ésta de toques polifónicos aunque nada armónicos: puertas cerrándose con estruendo, ventanas abiertas por la fuerza, cristales rotos, carteles y persianas voladoras.
Hoy, a media mañana, aún convaleciente de una noche de sueño entrecortado, me llaman por teléfono desde un taxi:
-Estoy pasando por Diagonal...No sabés: ¡esto es un desastre! Hay palmeras caídas, y árboles... un coche semidestruido en medio de la calle...Es desolador, no me imaginaba que este viento pudiera ocasionar tal desbarajuste...Nunca había visto nada igual en Barcelona.
"El viento del Este barrerá al viento del Oeste". Sin que venga demasiado a cuento, recuerdo esa frase de Mao Zedong. También que alguna vez me tocó ilustrarla para el ecléctico suplemento Vida Moderna del diario La Opinión de Buenos Aires. Dibujé una pequeña taza de té. Llena a medias de la infusión caliente, desprendía un ondulante trazo de vapor que escribía en el aire la frase, entre amenazadora y premonitoria, del líder comunista chino.
No sé desde dónde llegan ahora mismo estos vientos huracanados. Tampoco perderé tiempo en averiguarlo. Me basta con dar una vuelta por los alrededores de mi casa observando los destrozos, para constatar que tampoco yo había visto nunca nada semejante en esta Ciudad Condal de clima por demás estable. Un rato después anuncian por televisión que se ha derrumbado el techo de un polideportivo en Sant Boi de Llobregat. Hay muertos y heridos, muchos de ellos niños. En el barrio de Poble Nou, un muro de ladrillo grafiteado ha caído sobre una mujer de 52 años, matándola casi al instante. Se llamaba Ramona, y su muerte, inesperada, brutal, me produce una desapacible tristeza. ¿Estaría alguien esperando su regreso? Como siempre por televisión, las noticias sobre estos huracanes a los que nadie se atreve a llamar por su nombre, se matizan con un salpicón de publicidades gastronómicas. La de un fiambre envasado -¿salmón, pavo, jamón?- pone el acento sobre el color rosado del producto. Como fondo musical, Grace Jones canta La vie en rose. Una coincidencia: ayer nomás me había detenido a fotografiar un escaparate de Women Secret que anunciaba su nueva colección de primavera con imágenes de la longilínea Pantera Rosa.
No tengo por qué ser modesto. Parece que mis deseos de año nuevo, ¿recuerdan?, han calado hondo en escaparatistas y agencias de publicidad. Millones de personas verán el anuncio, unos cuantos miles se pararán ante las adornadas vidrieras de esos negocios de ropa interior femenina. Me pregunto cuántas decenas de personas -no demasiadas, por supuesto- recibieron mi mensaje de año nuevo.
¿Tal vez habrán sido suficientes para comenzar una cadena de rosados, mimosos, inocentes, muy tiernos deseos?
Fotos de Dante Bertini
Posdata uno: Vivir, el suplemento color rosa del diario La Vanguardia, utiliza hoy, domingo, un titular tamaño catástrofe -RÁFAGA MORTAL- para informar sobre los destrozos producidos por el viento huracanado de los dos últimos días. Dos páginas más adelante, un tal Jaume V. Aroca titula Tormenta de árboles otra nota alrededor del mismo tema. ¿Tormenta de árboles? El título suena raro. ¿O acaso se podría hablar de una tormenta de muros, techos, vallas, cristales o cornisas? Tampoco podría aceptarse como disculpa que el titular esté usado en sentido metafórico. Cuando, por poner un ejemplo, se habla de "una tormenta de celos", es porque estos, los celos, son los causantes del desaguisado. Los árboles han sido sólo otras víctimas del huracán sin nombre. Además, se hace necesario aclarar que los árboles caídos POR CULPA DEL VIENTO TORMENTOSO han producido dos de los siete decesos. Pero solamente dos. Las demás muertes se debieron al derrumbe de techos y/o paredes deterioradas o directamente mal construidas. ¿Por qué entonces cargar sobre los árboles una culpa que no tienen? ¿Querrán que prescindamos definitivamente de ellos? ¿O sólo están usando al árbol para ocultarnos el enmarañado bosque de las (ir)responsabilidades? Parecen olvidar que Si un árbol cae...
Posdata dos: recibo un email donde se anuncia El corazón de África, exposición y catálogo (con una pequeña aportación mía) de la fotógrafa Alicia Núñez. (Reseña en el blog del escritor José Luis Muñoz.)

29 comentarios:

Laurafru dijo...

Hola Cachito, intuí que ibas a escribir sobre el viento. Yo estuve todo el día con esta canción en la cabeza:
http://es.youtube.com/watch?v=1hQL9GfxZtM

que me encanta, "Confesiones del viento", de Juan Falú y Roberto Yacomuzzi.

De Lirium soy dijo...

Siempre me asombra la mirada humana, incluyendo la mía, claro. Tantas veces vemos en la tele noticias de este tipo, vientos fuertísimos... escuchamos números que son vidas, como vos decís alguien seguramente estaba esperando a Ramona.
Aquí a veces los vientos son muy fuertes y claro, todo lo cercano nos afecta más... ver los árboles tirados, pensar que algunos de los techos pueden ser de familias que conozco, de alumnos humildes... Eso mismo me lleva a mirar diferente cuando las cosas pasan en otro lado.
Evidentemente y habiendo visto tu mensaje de año nuevo la conclusión es que marcás tendencia. Vuelve el "pink"?, ya lo veremos por estos lares entonces la próxima primavera-
Un beso, un placer tu post, como siempre.

ZC dijo...

A mí también me gusta como escribes. Regresaré. La Nené Traviesa.

Lucía dijo...

¡Si es que eres un visionario, Cachito!
Besos.

Anónimo dijo...

Un abrazo,Cacho ;)
Jazzy

cacho de pan dijo...

Laura,
gracias por el link-canción...

Deli: todo es estadístico, salvo para los directamente implicados. No creo que Ramona sea sólo "esa mujer que murió aplastada por una pared" para sus parientes más cercanos. Un placer tu visita. Besos

Ricardo Guadalupe dijo...

Vaya, parece que estamos viviendo fechas históricas en cuanto a lo climatológico se refiere. Tampoco en Madrid había visto nevar así en mi vida. Es como si la naturaleza hubiera decidido comenzar el año con una demostración de poder.

En cuanto a lo que a mí me evocan la nieve y el viento, para mí la nieve es la memoria reciente, algo que tapa aquello sobre lo que cae pero que conserva las huellas de lo que pasa por encima de ella. Y el viento es claramente el cambio. A mí me tranquiliza bastante saber que gracias al viento muchas cosas que no me gustan no van a seguir en su sitio al día siguiente. Lo malo es que el viento lo cambia todo, incluyendo las cosas que no deberían cambiar, como la vida de esa señora. Descanse en paz.
Un abrazo.

cacho de pan dijo...

ZC,
Jazzy,
Lucía,
poco que decir(les), salvo que me alegra verlas por aquí.
Un beso y gracias

Fanmakimaki ファンマキマキ dijo...

Ay, cacho, el planeta se queja y nadie le escucha.

Has visto el forum de cine rosa de Parisssssss?? Es chulo chulo.

zbelnu dijo...

Qué gracia! Cuándo ilustraste esa frase de Mao? Yo la recordaba, recuerdo aun la edición de las 4 tesis filosóficas que me regaló un profesor de matemáticas entonces maoísta y luego gay, que salió en uno de mis cuentos. Había algo del I Ching en aquel tono, aunque luego hubiera cosas terribles. Mi amiga María A. hizo un cuento precioso de su época china en el que salía Mao. Ella salió huyendo cuando Tian Nang Men y se arriesgó por recoger a su gato... A mí me duelen los árboles caídos como muelas arrancadas, y esa palmera tan femenina con su cabellera verde... Ayer vi un equipo de Parcs i Jardins rematando un precioso y altísimo árbol caído. En La Tamarita había caído otro inmenso. Qué contentos estarán en el ayuntamiento... Y en cuanto a la pantera rosa, ¡veo que la has vuelto a poner de moda! Claro que ella no pasa de moda...

cacho de pan dijo...

Ricardo,
Fan,
Zbelnu:

estoy poco "maquinero", así que contestaré en otro momento vuestras preguntas, pero quiero que sepan que no dejo de leer los comentarios y agradecer el interés por mi blog...los visito

Gise =) dijo...

Hay amore esa mirada tan humana que le pones a las cosas... yo no oi la noticia de Ramona pero si la del polideportivo y pense en esos chicos y sus padres como le habia cambiado la vida en un dia asi sin pensarlo y de repente...Cuantas cosas arranco ademas de arboles este huracán... Ver los arboles caidos en medio de la Diagonal el sábado pro la tarde, no solo me recordó el libro de Bel sino que pensé en todas las veces que hablamos de esos arboles sementados que deja el Ayuntamiento, será la falta de tierra a su alrrededor y la contención en sus raices lo que ha hecho que cayeran??? Tormenta de arboles??? que les pasa a quienes escriben?? que culpa tienen los arboles??? Este señor escribirá para el ayuntamiento y por eso les hecha la culpa a ellos y no a los humanos que deberian protegerlos??
En fin demasiadas preguntas... Sabes cuando vi el escaparate de esa tienda a la vuelta de casa me acorde mucho de vos y le mostre ese post a mami para que lo viera, jejejeje!!! Es que Cacho de pantera marca tendencia, jejejeje!!
Ojo con lo que haces resurgir que luego aparecera en los escaparates, jejejeje!!!!
PD: no tienes el dibujo de la frase de Mao??
Besukones amore!!!!

ALMA dijo...

Quizás los árboles deberian empezar una tormenta, nos lo merecemos. Convertir al árbol (el que con su verde hoja nos da vida) en un ser asesino denota la calidad de persona de quien lo dice.
Aunque visto lo visto y nuestro empeño en acabar con todo lo natural, lo poco que queda, debería producirse "La venganza de los árboles asesinos".

Saludos

Raquel Barbieri dijo...

Dante,

Me alegro tanto de que hayas pensado en si a Ramona la esperaba alguien, que una vida o una muerte no sean un dato más en una noticia...

En cuanto al clima... Aquí, que siempre ha sido húmedo, ahora no solemos pasar de los 40 % de humedad... y el otro día, hubo 25%. Anoche, por el viento, tuve que atar dos arbolitos y descolgar un farol de mi patio. Justamente le tomé una foto a un árbol muy añoso que están por cortar en mi barrio porque con cada viento, las ramas se convierten en misiles.

Evidentemente, el planeta nos está hablando.

Besos :)

PD:Alguna vez, me gustaría ver la imagen de la taza humeante formando el nombre del dictador.

cacho de pan dijo...

Gisella,
Alma,
Raquel:
varios me piden el dibujo que no tengo conmigo.
Tal vez esté en algún archivo de Argentina, aunque ni de eso estoy seguro.
Estoy encantado: es la primera vez que conscientemente dibujo con palabras.
Besos y visitas prometidas.

Creo que el planeta, más que hablar, ¡GRITA!

Luc dijo...

Cacho sos un rosado visionario!

Soy una estrella en este firmamento pampeano dijo...

La naturaleza está furiosa porque es testigo a diario de cómo los seres humanos nos estamos cargando el planeta...

Un placer estar de vuelta por aquí!!
Besos carmesíes... con pinceladas rosa ;)

cachodepan dijo...

Luc,
Soy una estrella:

los daba por perdidos
y aquí están
pasaré a verlos...
y a comentarlos

Bambu dijo...

En mi casa el temporal nos tiró medio tejado del edificio, ahora hay inundaciones y para colmo una gotera en medio del pasillo.
Esto parece el apocalipsis
Slds

Mary Poppins dijo...

no me hable de catastrofes que saco de mi sotano TODAVIA 20 litros de agua diario de las paredes

No le conte que dormimos con salvavidas?

cacho de pan dijo...

Mary,
Bambú:
dos inundadas juntas!!!
qué nos está pasando?
será verdaderamente el apocalipsis?

Laluz dijo...

Y cuando leíamos las tormentas que narraba García Márquez nos parecían demasiado irreales...
Beso

Anónimo dijo...

Me olvidé, Cacho: soberbia la version de JACK .
:-)
Jazzy

RAÚL dijo...

no vendría mal algo de rosa, desde luego. aunque sea apanteradamente. anyway. "ulular, ulular, pueden las lechuzas ulular" (la dama se esconde)

cacho de pan dijo...

Laluz,
Jazzy,
Raúl:

"rosa, rosa, tan maravillosa" (ver "Sandro" en Youtube)
abrazos!

StraVaGantzZa dijo...

muchas gracias por pasarte!

StraVaGantzZa dijo...

muchas gracias por pasarte!

Darth Tater dijo...

¡Vivamos en rosa, pues! Le hace falta a este mundo... el color de la ingenuidad, de las Barbies y de la ropa interior femenina... yo diría que eres alguien que crea tendencias, ¡en muchos de nosotros influyes!
Por otro lado, triste el asunto de la mujer y de las palmeras. Este mundo ya no es lo que solía ser, ¿o sí?
P.D. Mira Cacho, a quién se le ocurre pensar en Mao... qué curioso eres...

Anónimo dijo...

top [url=http://www.001casino.com/]online casino[/url] check the latest [url=http://www.realcazinoz.com/]casino[/url] manumitted no store perk at the leading [url=http://www.baywatchcasino.com/]online casinos
[/url].